En el día del Maestro, un sentimiento renovado de gratitud.

Los día 6 de julio se acostumbra celebrar en nuestro país el “Día del Maestro” como un reconocimiento a los docentes que invierten su vida en forjar a nuevas generaciones de peruanos.

Esta celebración es oficial desde 1953 en el gobierno del general Odría. La fecha conmemora que fue el 6 de julio de 1882, en que don José de San Martín creó la primera Escuela Normal de Varones con el fin de mejorar la calidad de la instrucción pública.

Especial recordación en esta efeméride tienen los extraordinarios maestros que nos legaron su ejemplo de trabajo y aspiraciones humanistas como fueron el puneño José Antonio Encinas, el iqueño Carlos Cueto Fernandini, el sanmartinense Francisco Izquierdo Ríos o la iniciadora de los jardines de infantes en el Perú, la loretana Emilia Barcia Bonifatti, el gran maestro universitario Luis Jaime Cisneros, entre otros.

En esta oportunidad es interesante reflexionar los intentos que se vienen haciendo últimamente para mejorar la calidad del sistema educativo y en mejorar la calidad académica de los profesores y de su nivel de ingresos ya que se viene tomando conciencia de que si el Perú no mejora radicalmente su nivel educativo su desarrollo corre peligro de colapsar ya que la falta mano de obra calificada será crítica en un futuro próximo. En ese sentido, fortalecer la calidad de la educación es fundamental y tiene que llevarse a cabo de una vez por todas, pues es uno de los temas que más tiempo toma en dar sus resultados. Se viene una era en que el pobre del futuro será el que esté desconectado de la gran nube de información: la pobreza tendrá que ver con el uso o no de tecnología y la producción de conocimientos.

La lucha sin cuartel emprendida contra el SUTEP y que ha echado bases de una reforma que penaliza la ineficiencia y premia la eficiencia, que conecta el régimen de remuneraciones con el desempeño, que promueve la capacitación constante y no sólo la construcción de colegios, el hacer la diferencia justa en la remuneración entre los que poseen título pedagógico y los que no, es decir que sienta las bases de una meritocracia docente, etc. va a ser quizá lo que en le futuro más se le va agradecer al Presidente García y a su ministro Chang. Esperemos que el futuro gobierno incremente con decisión la recaudación fiscal y aumente el gasto en educación que redundaran en la mejora de la absorción de conocimientos tecnologías que en ello se nos vá la supervivencia como nación frente a los tiempos que se vienen.

Quiero a través de estas líneas finales agradecer a mis maestros a lo largo de la vida, de aquellos que cuando niño me enseñaron mis primeras letras, a aquellos señeros maestros de secundaria que supieron abrirme sugestivamente los horizontes del conocimiento y motivarme al desafío de ser profesional, a mis maestros del pregrado y postgrado universitario que nos enseñan que tanto hay por conocer todavía y que la vida no basta para abrazar tanto conocimiento y finalmente a mis queridos padres que desde su ternura y paciencia supieron inculcar en mi siempre superación e inquietud por el conocimiento como lo saben hacer los grandes maestros.

Feliz día del Maestro.

Publicado en Uncategorized
3 Comentarios en “En el día del Maestro, un sentimiento renovado de gratitud.
  1. Me sumo a los saludos y reconocimiento , no solo en una fecha , sino por siempre , sigan forjando hombres y mujeres que hagan propspero a nuestra patria.

  2. chipli dice:

    !que aburrido!

  3. chipli dice:

    COMO DESEO QUE NO EXISTA ESTA PAGINA

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*


*

FireStats icon Con la potencia de FireStats